Quimi-cel®
Ayuda filtro precapa

Quimi-cel®  es la marca registrada de Quimicuy S.A.C.I.A. para sus ayudas filtrantes compuestos de: tierra diatomeas marca Celite® y celulosa de alta pureza, especialmente seleccionadas para la filtración de bebidas en filtros a presión o vacío.

¿Por qué usar Quimi-cel® ?

En esta precapa se combinan las bien conocidas propiedades de Celite®  con las de las Fibras de Celulosa. Usando nuestro Quimi-cel®  se elimina la necesidad de hacer mezclas incorrectas en la bodega o fábrica y también de hacer pruebas exploratorias con el consiguiente costo para el cliente.

Usando Quimi-cel® , que mantiene una tipificación, se pueden realizar controles de producción.

Ventajas

  • Se forma una precapa uniforme
  • Mayor brillantez, mejora el producto terminado.
  • Obtención de claridad en el filtro más rápida, aumento de producción
  • Impide pérdidas de brillantez debido a cambios bruscos de presión o de flujo.
  • Fácil eliminación de la torna filtrante de las mallas soporte, ahorro en mano de obra y tiempo.
  • Los elementos filtrantes son mejor protegidos y se obturan con menor frecuencia, ahorro en mano de obra y mantenimiento de filtro.
  • Mecánicamente la precapa es más fuerte y hay menos probabilidad de caída de la misma con las consiguientes pérdidas de claridad y tiempo.
  • Si las telas o mallas (metálicas, de fibra sintética o natural) tienen imperfecciones (hilos separados, pequeños orificios, o una trama demasiado abierta), la precapa se forma igual. Las telas o mallas viejas o parcialmente gastadas servirán un poco más.
  • Se puede precapar a velocidades de flujo más altas o más bajas, lo cual da flexibilidad a la operación.
  • Si se utilizan fibras de celulosa cargadas positivamente, éstas adsorben sólidos indeseables y materias en dispersión coloidal.
  • En los filtros a vacío se forma una capa afieltrada que ayuda a cubrir las telas gruesas de metal, e impide el fisuramiento de la capa filtrante.
  • Mantiene la porosidad de las mallas soportes, algo muy importante y quizás sea la función más importante de una precapa.

 

¿Cómo usar Quimi-cel® ?

El precapado es el primer paso en una filtración. Esto consiste en aplicar un estrato o capa sobre la malla, tela o papel filtrante del filtro. Las cantidades a utilizar varían entre 900 a 2.500 gramos por m2. de superficie filtrante efectiva. Se debe utilizar el grado de Quimi-cel®  que brinde el máximo flujo a la claridad requerida. Con una capa de 2-3 mm.  De Quimi-cel®  se protegen las mallas de las materias suspendidas en el líquido a filtrar más las ventajas ya enumeradas.
De esta forma se producen ciclos de filtración de mayor duración, mayor producción y menor costo.

¿Dónde usar Quimi-cel® ?

Los grados 4-G y 5-G se utilizan principalmente donde se necesite un alto grado de brillantez para atraer ventas o lograr estabilidad del producto (Ej: ausencia de microorganismos), como en el caso de filtraciones finales de cerveza, vino, jarabes, sidra y Vinagre. Ambos grados ofrecen ventajas para quitar del producto a filtrar, nubes de carbón y asegurar la brillantez estable.

El Quimi-cel®  7-G es un grado de filtración mediano que proporciona buena brillantez, excepto en todas aquellas filtraciones que tengan un requisito de claridad crítica. Se utilizan en vino, cerveza, sidra, filtración de grasa de cerdo, aceites comestibles, barnices, líquidos a base de siliconas y todo tipo de filtración de agua.

El Quimi-cel®  11-G es un grado de alto flujo para líquidos de fácil retención de sólidos o para aquellos que tengan una alta viscosidad, como ser mostos, jugos, gelatinas, etc.

Tanto el grado 7-G como el 11-G pueden usarse para formar una precapa en un filtro rotatorio a vacío, para controlar la rotura o deslizamiento de la precapa principal.

Aplicación:

  • Humedecer Quimi-cel®  en agua, en proporción de 2 a 3 lts por cada kilo de precapa, durante 20 ó 30 minutos aproximadamente antes de iniciar la operación del precapado.
  • Mezclar brevemente a fin de homogeneizar.
  • Formar la precapa empleando la cantidad calculada por metro cuadrado de superficie filtrante: mínimo  1 kgr / m2
  • Una vez formada la precapa, dosificar el grado de Celite®  aconsejable.
  • A veces a fin de mantener la adsorción de suspensiones coloidales y semicoloidales, es conveniente agregar a la dosificación, unos kilos de Quimi-cel® .

 

Todo líquido a filtrar, merece un estudio particular
Las posibilidades que brindan nuestro Quimi-cel®  y Celite® , junto con nuestro asesoramiento técnico, permitirán llegar a positivos resultados.

Cantidad de Celulosa: todos los grados de Quimi-cel®  llevan un 15% de Alfa-Celulosa especialmente seleccionada para filtración. A pedido del cliente, es posible variar el porcentaje de celulosa como así también la longitud de las fibras y la carga eléctrica de las mismas.

Los insumos utilizados en la mezcla Quimi-cel® , están fabricados bajo normas ISO-9001. Además Quimicuy lleva un registro de cada elaboración realizada, controlando que las características se mantengan en cada proceso de mezclado.

Grados de fabricación normal.

 

QUIMICUY S.A.C.I.A. © 2009 Desarrollado por Javier Silva